Guillermo Dulanto defendió su tesis de doctorado en la Universidad de Navarra. Demuestra que un país no puede desarrollarse si la estructura estatal es centralista.

Publicado el en Nº 86.

Realiza un análisis conceptual de la sociedad, la política y la formación del Estado y sostiene que en el mediano y largo plazo un sistema centralista es inviable pues genera desigualdades territoriales y económicas, que trabarán el desarrollo de la sociedad en algún momento. Por ello, sugiere diseñar desde el inicio, con sólidas bases humanísticas, un proceso de descentralización políticamente viable, económicamente factible y socialmente aceptable.

Afirma que los intentos de descentralización en el Perú han sido parciales e insuficientes, entre otras razones por el equivocado enfoque de desarrollo y por la ausencia del eje de subsidiariedad, que debe ser el principio rector en este proceso, “que es político en su origen y debería ser eficiente en su aplicación”.