¿No habrá o no habrán desaprobados este 2020?

Por , publicado el 21 de octubre de 2020

El lunes 12 de octubre del presente en un noticiero peruano televisivo apareció como pie de imagen lo siguiente: «No habrán desaprobados. Todos los escolares pasarán de año automáticamente». En este artículo no pretendemos ahondar ni debatir sobre la disposición del Ministerio de Educación, en una circunstancia particular del año escolar virtual 2020, sino analizar el uso del verbo haber.

Independientemente de que los escolares pasen o no este año de manera automática, observamos un uso incorrecto del verbo haber. No debería estar en plural, sino en singular, puesto que aparece en una oración impersonal, es decir, no hay sujeto en «*No habrán desaprobados». No se trata de que no aparezca explícito, simplemente no hay ni sujeto tácito ni expreso. Lo podemos comprobar porque sería incorrecto enunciar *Ellos/Ustedes no habrán desaprobados.

A veces, el error deviene porque se piensa que hay un sujeto expreso al confundir la función de objeto directo con la de sujeto, por ejemplo, en este caso particular, creer que desaprobados es el sujeto cuando no lo es; por lo tanto, se establece erradamente la concordancia del verbo en plural (habrán) en sintonía con el sustantivo masculino plural (desaprobados).

Sin embargo, desaprobados en tal enunciado no es un agente; sino un complemento directo del verbo, la acción de haber recae sobre el sustantivo. Lo verificamos al poder sustituir dicho objeto directo por su correspondiente pronombre personal átono: No los habrá. Aquí el pronombre los hace las veces de desaprobados. Un objeto o complemento directo no tiene por qué concordar en número con el verbo.

En las oraciones impersonales con haber el verbo debe ir siempre en tercera persona del singular (No habrá desaprobados) y no en plural (*No habrán desaprobados) como apareció en la noticia televisiva. Hay bastantes ejemplos al respecto: Hubo muertos y no *Hubieron muertos; Ha habido vientos fuertes y no *Han habido vientos fuertes; Había varios ausentes y no *Habían varios ausentes, etcétera.

También la confusión se produce porque haber en otros contextos comunicativos sí tiene sujeto como en el siguiente párrafo extraído de un diario nacional: «El Ministerio de Educación (Minedu) informó que todos los estudiantes que han cursado el año escolar de manera remota tendrán una promoción guiada que les permitirá matricularse en el 2021 en el grado siguiente» (El Comercio [Perú, 13/10/2020]). En este ejemplo, el verbo haber no es impersonal y aparece en plural como auxiliar en la forma compuesta han cursado porque se corresponde con un agente también en plural (ellos/ ellas=los estudiantes).

En consecuencia, es importante darnos cuenta de si el enunciado oracional tiene o no sujeto (tácito o expreso) para poder establecer correctamente la concordancia con el verbo. Si no tiene sujeto, el verbo debería ir en tercera persona del singular (No habrá desaprobados); si tiene sujeto, en singular o plural acorde con el accidente de número del agente (Ha/Han desaprobado el año escolar; Un alumno/Varios alumnos ha/han desaprobado el año escolar).

Esta misma norma se aplica a otros verbos como ser, hacer, bastar, sobrar: Es temprano (oración impersonal), La clase es virtual (oración con sujeto expreso: la clase); Era muy de mañana (oración impersonal), Eran virtuales (oración con sujeto tácito: las clases); Hace frío (oración impersonal), Hace la tarea (oración con sujeto tácito: él/ella/usted); Basta con mirarlo (oración impersonal), Las palabras no bastan (oración con sujeto expreso: las palabras); Sobra con la mitad (oración impersonal), Eso me sobra (oración con sujeto expreso: eso).

Debemos cuidar nuestra forma de expresión, promoviendo la debida concordancia gramatical. No permitamos que haya más incorrecciones como el afirmar que no *hayan más equivocaciones (correcto haya, incorrecto hayan). No habrá desaprobados y habrá más amantes del idioma español cuando valoremos la importancia de la educación y de saber emplear competentemente nuestro propio idioma.

 

*Fuente de la imagen: ATV Noticias

8 comentarios

  • Paco (con ñ) dice:

    Será un americanismo, seguro. Porque a este lado del Atlántico, a lo que ustedes llaman desaprobar es conocido como “suspender”, o lo que es lo mismo, “obtener un suspenso”.
    Según el diccionario académico, “desaprobar”es: Reprobar, no asentir a algo.

  • Paco (con ñ) dice:

    También, y tras haber rebuscado en el diccionario, veo que reprobar también significa: ‘no aprobar, dar por malo’. Por lo que entiendo que el significado es el mismo, de una manera u otra. Que la diferencia está en la costumbre de uso.
    Saludos.

  • MANUEL dice:

    Cierto. El diccionario académico debería incluir el significado a ambos términos, me parece que ya están lo suficientemente extendidos y normalizados.
    Igual que ya recoge “suspender” con ese mismo significado… será un españolismo, seguro.

  • Santiago R Menacho dice:

    Claro, Manuel. Vamos a pedir que el diccionario incluya todas las palabras que se pueden formar añadiendo el prefijo des-, aunque solo se se quiera invertir su significado. Me parecería un poco desacertado (desacertado sí sale en el diccionario)…

  • Jacinto Gonzáles dice:

    *No habrán desaprobados. (Ya sabemos que no habrá), pero cómo es la cosa en:
    No habrán perros y gatos o No habrá perros y gatos.
    ¿Cuántos habrán desaprobado? o ¿Cuántos habrá desaprobado?

    Claro, no faltará un curioso que pregunte: No abran la puerta, No abra la puerta, No abran la puerta ni la ventana,

  • Santiago R Menacho dice:

    Haya lo que haya, se dice habrá, no habrán.

  • Jacinto Gonzáles dice:

    Santiago, no es tan así. Si digo ¿Cuántos habrán desaprobado? y me refiero al resultado, la pregunta que se le hace a un profesor, referente al examen que puso.

  • Luis Reyes dice:

    Realmente estoy sorprendido con este articulo
    El hecho que se escriba o no correctamente, me parece no darle importancia al tema central

    El sistema educativo del país siempre fue cuestionado y para remate nos sorprendió la Pandemia, que desnuda completamente la situación de las Escuelas, Profesores, Alumnos y Padres de Familia.

    En pocas palabras el nuevo sistema de comunicación a distancia ha hecho una reacción en cadena y para remate con el titular, pues es música para los oídos de un gran porcentajes de alumnos del nivel secundario, que no tienen la capacidad o disciplina de estudiar solos y ahora no hacen nada, amparados en esta norma.!!

    Se ha desnudado ante el País la ineficacia, de un sistema, que solo permite seguir siendo parte de una país pobre y subdesarrollado.

Deja un comentario

×
Secured By miniOrange