Pero muy

Por , publicado el 19 de enero de 2018

El uso de la conjunción adversativa pero más el adverbio cuantificativo muy cumple la función de enfatizar el contenido del elemento repetido en una oración: La cena está rica, pero muy rica. Dicha construcción es utilizada solamente con adjetivos y adverbios, además, el primer término puede estar ausente: Luisa llegó pero muy temprano. En el español de América predomina la forma pero muy, aunque en España alternan dicha opción y la forma pero que muy: Julio llegó muy pero muy enojado; Alberto es inteligente, sencillo, solidario y muy, pero que muy tímido (Nueva gramática de la lengua española. Manual, 2010)

Deja un comentario

×
Secured By miniOrange