Dr. Luis Castillo Córdova

“Preocúpense por incrementar el número de personas a las que ayudan a ser un poco más felices”

36 jóvenes culminan sus estudios en la Facultad de Derecho. El alumno Julio Velaochaga Hermoza destaca la familia formada junto a sus compañeros y docentes, tras 6 años de estudios.

Por Tania Elías.
despedida-derecho-6

Con un mensaje que recordó la responsabilidad del abogado como instrumento al servicio del ser y del valor la persona, la Facultad de Derecho realizó la ceremonia de despedida a los 36 jóvenes que culminaron sus estudios, en una noche especial a la que asistieron padres de familia y docentes.

El decano de la Facultad, doctor Luis Castillo Córdova, se dirigió a la vigésimo segunda promoción de Derecho y señaló que “Los abogados independientemente del ámbito en el que decidamos desenvolvernos, debemos ser consciente de que nuestras acciones y omisiones tienen un potencial inmenso de incidencia en las relaciones humanas”.

Especialmente recalcó que “una sociedad con elevados niveles de justicia social será también una sociedad con importantes niveles de felicidad personal”. Les animó a preocuparse de lograr ingresos económicos muy buenos, pero inmediatamente después les pidió que se preocupen “más por incrementar el número de personas a las que han ayudado a ser un poco más felices cada vez que las defendieron ante los tribunales”.

Luego de advertir que detrás de cada problema jurídico está la persona, les animó a “vibrar con la humanidad de las personas a quienes sirven en la defensa de su valor humano”. Añadió que “Ustedes deben ser conscientes del enorme contenido humano que conlleva el ejercicio de su profesión y sobre esta conciencia deben edificar su prestigio propio”.

Les pidió que se conmovieran con la muerte de la vida concebida no nacida; con la violenta desnaturalización de la familia que implican los matrimonios homosexuales; y con el niño o la niña a las que se les pretende enseñar que nuestras diferencias sexuales no son biológicas, sino meros imperativos sociales con los que hay que romper.

Pero a la vez les arengó a que la conmoción “no les seque la razón, por el contrario, que la razón y la aplicación de la razón se muevan también por los nobles sentimientos que nos impiden deshumanizar nuestras relaciones”. Y les pidió que “usen esa razón para interpretar las leyes y defender su aplicación justa, y para conseguir la inaplicación o derogación de las que niegan el ser y el valor de las personas”.

despedida-derecho-1

Preparados
El alumno Julio Velaochaga Hermoza hizo un recuento emotivo de los seis años de estudio que compartieron los 36 alumnos. Sumó las anécdotas personales y de grupo que reflejaron tristezas y alegrías, desconciertos y esperanzas; derrotas y triunfos, tanto en el ámbito académico al igual que social, pero que terminaron fortaleciéndolos como familia, junto a los docentes y al personal administrativo de la Facultad.

“Hoy sabemos que esta casa de estudios nos preparó con mucho cariño, esfuerzo y no fue fácil. Creo que cada uno de los presentes está preparado lo mejor que sabe. He ganado compañeros, amigos, una familia. Aunque hubo discusiones siempre pudo más la unión de personas, pues la unión hace la fuerza”, dijo.

Agregó que cuando uno piensa que la vida es difícil, “nos toca salir a la cancha y hacer lo mejor que sabemos. Sin embargo, el mundo profesional es más complicado de lo que parece, tendrás responsabilidades, adversidades y felicidades. Hoy es una de ellas. Hoy egresamos y aunque llegar hasta aquí fue difícil supimos llegar”, remarcó.

En la ceremonia se recordó la colaboración de los alumnos en el proceso de acreditación que se inició el 2014, y que la Facultad de Derecho concluyó exitosamente en setiembre de 2016. También participó la Dirección de Relaciones Institucionales y Alumni que presentaron, a los alumnos promocionales y a sus familias, los proyectos emblemáticos que la UDEP espera realizar al 2019, cuando celebra sus Bodas de Oro.


SUSCRÍBETE A DESDE EL CAMPUS


Conoce los Términos de uso de datos de la Universidad de Piura.