EN EL MARCO DE EMERGENCIA NACIONAL

El viceministro de trabajo explica la nueva normativa laboral

En el conversatorio, el funcionario abordó las medidas implementadas por el MTPE para ayudar a las empresas y trabajadores a superar la pandemia del COVID-19 y reactivar la economía cuando finalice el periodo de aislamiento

Por Daniela Cerna.
Viceministro de trabajo Juan Carlos Requejo (Foto: Agencia Andina)

El 29 de abril, el viceministro de trabajo Juan Carlos Requejo, egresado de la Facultad de Derecho de la Universidad de Piura, brindó algunos alcances de la nueva normativa laboral en el seminario en línea (webinar) “Nuevas reglas laborales para preservar el empleo y la continuidad de las empresas”, dirigido a los egresados de las distintas facultades de la UDEP, organizado por la oficina Alumni, en el marco de los 30 años de la Facultad de Derecho.

A la fecha, de acuerdo con la firma Ipsos, un 42% de los peruanos ha perdido su empleo o no está percibiendo ingresos durante la cuarentena. Las cifras reflejan el actual panorama del mercado laboral, en el que, según el Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo (MTPE), entre seis y siete de cada diez trabajadores labora de manera informal.

Asimismo, las dificultades para enfrentar esta crisis acompañan también a los trabajadores formales del sector privado, que alcanza apenas los 3,5 millones de peruanos. De esta cifra, 1,7 millones pertenecen a rubros cuyas actividades no están siendo permitidas.

Al respecto, el especialista comentó que el MTPE ya viene ejecutando una estrategia para hacer frente a estos problemas, la cual gira en torno a tres ejes:

1. Mantener el vínculo laboral. Para ello, se establecieron medidas como la creación del trabajo remoto obligatorio para grupos en riesgo y facultativo en el resto de los casos; la licencia con goce de haber sujeta a compensación (cuando no aplique a trabajo remoto) y la flexibilización de los horarios; y, excepcionalmente, la suspensión perfecta de labores.

2. Garantizar la protección social. Para asegurar el bienestar de los trabajadores el Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo implementó varios subsidios: bono personal de EsSalud por s/28 millones para atender casos de COVID-19 de aquellos trabajadores que no cuentan con seguro de salud; subsidio de s/760 a trabajadores independientes; y prestación económica de s/760 por tres meses a trabajadores de microempresas con suspensión de actividades.

Adicionalmente, se han facilitado otras opciones para que quienes atraviesan dificultades económicas cuenten con efectivo: liberación de la CTS por hasta s/2400 para todos los trabajadores y disposición adicional de la misma hasta por una remuneración bruta mensual para quienes se encuentren en suspensión perfecta; suspensión temporal del aporte de abril a las AFP (todos los trabajadores) y retiro de hasta s/2000 del fondo para quienes no hayan aportado hasta marzo del 2020; y continuidad laboral tras la suspensión perfecta, para garantizar que los empleados regresen a sus puestos tras la emergencia sanitaria.

3. Apoyo a las empresas. Asimismo, con el fin de evitar el cierre de miles de empresas en el país y mantener los puestos de trabajo una vez finalizada la emergencia nacional, se dispuso un subsidio de incapacidad que EsSalud otorgará a los trabajadores que hayan contraído COVID-19 y ganen menos de s/2400; financiamiento a las MYPE con el Fondo de Apoyo Empresarial; subsidio a empleadores para pago del 35% de las remuneraciones de hasta s/1500; la creación del “Programa Reactiva Perú”, para empresas con problemas de liquidez; facilidad para que el depósito de la CTS de mayo se realice hasta noviembre (si el trabajador no se encuentra en suspensión); y financiamiento a las MIPYME, a través del fondo CRECER.

Suspensión perfecta de labores: panorama actual

Los sectores de hoteles y restaurantes han sido los más demandantes de la nueva medida de suspensión perfecta. Fuente: Agencia Andina.

De acuerdo con el actual viceministro, desde que se puso en marcha la suspensión perfecta, 11 700 las empresas se han acogido a esta disposición, involucrando a más de 99 000 trabajadores.

Los departamentos con más solicitudes son Lima, Arequipa, Piura, Ica y La Libertad, en ese orden. Mientras que los sectores más demandantes han sido hoteles y restaurantes, comercio de repuestos y vehículos, inmobiliarias y alquileres, industrias manufactureras, y empresas de transportes y almacenamiento, respectivamente.

Asimismo, la autoridad indica que el Ministerio de Trabajo se encuentra elaborando un plan de reactivación que contempla los protocolos para que los rubros que se vayan reactivando, paulatinamente, no pongan en riesgo la seguridad y salud de los trabajadores.

Los avances incluyen el establecimiento de los protocolos para restaurantes y “deliverys”, construcción, pesca y minería.

“La única forma de salir adelante es trabajar de manera coordinada. Es el momento de acercarnos al ciudadano convencidos de que la única forma de pasar este momento complicado es trabajando juntos, no solo en la reactivación, sino en lograr que se controle la pandemia, estableciendo mejores condiciones y permitiendo que gobierno trabajo y salud salgan adelante”, agregó Requejo.

Próximamente


SUSCRÍBETE A DESDE EL CAMPUS


Conoce los Términos de uso de datos de la Universidad de Piura.