ARTÍCULO DE OPINIÓN

Empresa familiar

Para la buena gestión y administración de una empresa conformada por miembros familiares es recomendable no mezclar los gastos personales con los del negocio.

Por Brenda Silupú, el en Diario Correo.

Las micro y pequeñas empresas nacen en un entorno familiar, donde los cónyuges, los hijos, u otros familiares participan en el negocio; pero solo uno de ellos lo dirige y toma las decisiones. Para su buena gestión y administración es recomendable no mezclar los gastos personales con los de la empresa, ni usarla como la caja chica para darnos gustos personales porque puedes estar generando un problema de liquidez en la empresa.

El buen manejo de las cuentas nos permitirá ordenar y controlar la gestión del negocio y saber si es rentable. Además, se sugiere llevar un registro diario o semanal de los ingresos y gastos de modo que nos permita llevar un control del destino del dinero; al final del día, se debe contrastar si lo registrado (ingresos menos gastos) coincide con el dinero que tenemos en caja.

Al principio puede resultar muy complicado realizar este registro, pero es una buena política que se debe implementar. La información acumulada cada día permitirá tomar mejores decisiones, al conocer el movimiento real del dinero en la empresa o los gastos que no son propios del negocio, como el pago de la mensualidad del colegio, los alimentos del hogar, pasajes de tus hijos; en fin, gastos cubiertos por el negocio, que es donde trabaja el empresario y su entorno familiar.

Del orden y del control de ingresos y gastos va depender la buena gestión del negocio.

Próximamente


SUSCRÍBETE A DESDE EL CAMPUS


Conoce los Términos de uso de datos de la Universidad de Piura.