“Don Álvaro fue pura fidelidad”

En Lima, el Mons. Juan Luis Cipriani celebró la misa en honor al vigésimo aniversario del fallecimiento de Don Álvaro del Portillo.

misaalvarodelportillo2

Mons. Juan Luis Cipriani celebró la misa en honor al vigésimo aniversario del tránsito al cielo de Mons. Álvaro del Portillo.

“En la madrugada del 23 de marzo de 1994, apenas unas horas después de haber  regresado  de una peregrinación a Tierra Santa, el señor llamó a su lado a Mons. Álvaro del Portillo. Ese mismo día, el beato Juan Pablo II acudió a rezar ante los restos mortales del siervo de Dios”. Así recordó el Mons. Juan Luis Cipriani el tránsito al cielo del segundo gran canciller de la Universidad de Piura, en la Santa Misa que celebró en honor al aniversario de su partida al cielo.

misadonalvarodelportillo4

La misa se celebró en la Parroquia Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa (Pezet).

Próximos a la beatificación de Don Álvaro del Portillo, el cardenal de Lima resaltó la fidelidad del primer sucesor de San Josemaría Escrivá de Balaguer en todos los momentos de su vida. “Don Álvaro era pura fidelidad. Tenía una fidelidad indiscutible a Dios, en el cumplimiento pronto y generoso de su voluntad. Era fiel a la Iglesia, al Papa y a su sacerdocio. Por eso, San Josemaría Escrivá muy pronto lo llamó ‘roca’ en latín, saxum”.

misaalvarodelportillo3

Una roca que da frutos

El Mons. Juan Luis Cipriani resaltó también la fidelidad de Don Álvaro hacia San Josemaría Escrivá, especialmente en el deseo de fundar una casa de retiros. “Recogiendo la voluntad  del fundador del Opus Dei, se está construyendo en Jerusalén  una casa de retiros que llevará el nombre de ‘saxum’. Será un lugar donde personas de todo del mundo podrán acudir y encontrar  una ocasión de acercarse a Dios”, explicó.