Mgtr. Marina Farías de Reyes

“Aún hay puntos críticos que atender en Piura”

Están en marcha múltiples acciones preventivas ante las lluvias por El Niño. Sin embargo, hay puntos críticos que merecen una especial atención, como Los Polvorines, Ignacio Merino y El Chilcal.

La Mgtr. Marina Farías docente e investigadora de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Piura, quien recorrió con nosotros Los Polvorines, nos da su apreciación sobre la situación actual de esta zona y señala que áun hay puntos críticos de la ciudad, que hay que atender. Farías es especialista en diseño de drenaje pluvial urbano y vial; en disponibilidad de recursos hídricos y en modelación hidrológica de cuencas.

Los Polvorines Marian Farías (2)

Mgtr. Marina Farías, es especialista en diseño de drenaje pluvial.

¿Cuál es la situación actual de la zona denominada ‘Los Polvorines’?
Como sabemos, se ubica al sur de Piura, donde la topografía es más baja y está enmarcada por dos drenes importantes de la ciudad. Por el lado, este tiene a la carretera Panamericana e inmediatamente después el Dren Sullana, proveniente de la Laguna Coscomba (Azul) y todo el sector este de Piura, que viene desde El Chipe y luego se convierte en Dren Sechura. Al oeste está el Dren César Vallejo, proveniente de las cuencas Ignacio Merino, El Chilcal y Japón. Ambos sistemas tienen un área de drenaje importante; y, además, la napa freática está muy superficial en toda esta zona, lo que agrava el problema en épocas de lluvias.

Entonces, ¿cuáles serían los problemas principales ante lluvias intensas?
El terreno en el que se han levantado las casas es  muy irregular y está más bajo que el resto de la ciudad, por lo que las aguas van a circular hacía ahí. Los pobladores han ido ‘levantando’ el terreno, mediante relleno con agregados y desmonte, de acuerdo a sus posibilidades, en algunas zonas más que en otras. Además, en la zona se observan muchos desniveles de terreno, en los que se van a ir formando lagunas, de diversos tamaños.  Inclusive en algunos casos, solo una que otra casa ha sido levantada aisladamente; y, el material de relleno utilizado es, en general, de muy mala calidad.

Los Polvorines (7)

Las poblaciones se han asentado muy cerca a las lagunas de oxidación de la ciudad.

Otro problema a la vista es la superficialidad de la napa freática. Esto hace que, a pesar de que la capacidad de infiltración del tipo de terreno sea alta, porque es arenoso y ha sido rellenado con desmonte; la infiltración real es escasa debido a que la napa freática está alta, pues estamos en la parte más baja de la ciudad. Además, si en la zona ha habido lagunas, aunque las hayan rellenado, siempre será una zona vulnerable.

Los Polvorines (4)

La napa freática de la zona es muy superficial.

Pero, además, es un suelo con alto grado de licuefacción, ¿no?
El problema por la licuefacción del terreno no se manifestaría todavía aunque se den las condiciones necesarias: lluvias que saturan el suelo arenoso y eventuales movimientos sísmicos, pues las viviendas que se han levantado han sido hechas con materiales muy livianos. Muy pocas se han construido con material noble y la mayoría son de un piso. Sin embargo, como no se ha planificado el drenaje pluvial de la habilitación, unido a la falta de pavimentación, la zona es aún muy vulnerable.

Las lluvias pueden comenzar en los próximos dos meses, ¿qué hacer a  tan corto plazo?
Concientizar a la gente para que procure proteger sus viviendas y reducir su vulnerabilidad. Recordemos que estas casas livianas, en su mayoría, no tienen cimientos ni sobrecimientos, que los protejan de la humedad. Pueden construir pequeños muros, a manera de sobrecimientos para colocar sus paredes de material liviano, como han hecho ya algunas familias. Si no se hace esto, las casas se pueden caer por la humedad y el agua. También deben cuidar los techos; limpiarlos protegerlos, repararlos, darles ‘caída’ para las aguas e instalar canaletas de modo que el agua, al caer libremente, no erosione el terreno afectando sus paredes.

También existe un riesgo por las conexiones eléctricas…
Efectivamente, hay que revisar las conexiones domiciliarias. Ver si están bien hechas y tienen protección; que no estén en contacto con el suelo húmedo o el agua que pueda ingresar; proteger los enchufes, los focos, etc. Hay casos en que las conexiones son clandestinas y se han puesto cables enterrados en las calles. Otras utilizan tubos plásticos de mala calidad, que podrían causar serios problemas. (Artículo publicado en el suplemento Semana de El Tiempo, el 27 de setiembre)

Sabía usted que

  • La zona denominada Los Polvorines alberga a más de tres mil familias.
  • En el mapa de peligros elaborado por Indeci en el 2009 esta zona figura como inundable y altamente vulnerable.
  • Según declaraciones del alcalde del distrito 26 de Octubre (a RPP), al menos 7000 moradores deberían ser reubicados.
  • En el último simulacro de sismo, realizado por Indeci el 31 de agosto, más de 3000 familias de esta zona y otras aledañas resultarían afectadas y estarían en riesgo muy alto.
  • En el simulacro del 2011, con una lluvia simulada de 180 mm de intensidad, “hubo dos muertos, 8 heridos y más de 300 familias afectadas, además del colapso del sistema de drenaje, en los sectores R1 y R2 del sector A de Los Polvorines”, según se informó.