Mgtr. César Fe

“Para hablar de cine nacional hace falta más producción”

El experto peruano nos brinda su opinión sobre nuestras películas y por qué animarnos a hacer productos audiovisuales a pesar de los cortos presupuestos.

César Fe Semana de Comunicación

César Fe es especialista en dirección de fotografía y ha participado de largometrajes como “El viaje macho”, “El limpiador” y “El soñador”. Él fue uno de los expositores principales de la Semana de Comunicación donde conversó con los futuros comunicadores de la Universidad de Piura. En esta corta entrevista, nos brinda su opinión sobre el cine nacional y por qué animarnos a hacer productos audiovisuales a pesar de los cortos presupuestos.

¿Cuál es tu mirada del cine nacional?

Hay mucha energía, gente de las nuevas generaciones que quiere hacer cine, pero que lamentablemente no tiene viabilidad porque los estándares que uno se pone son muy altos y eso da miedo. Muchos piensan en grandes maquinarias y mucho presupuesto, pero eso aterra y no permite que se vislumbre un cine peruano.

¿A qué te refieres con ‘altos estándares’?

Las producciones locales quieren tener muchas locaciones, actores reconocidos, entre otros requerimientos fuera de su alcance. Hay mucha gente talentosa que no aprovecha las oportunidades, no presentan proyectos porque demandan demasiado. Cuando un proyecto lo ligas a presupuesto ahí empieza la barrera. Para hacer una película solo necesitas un buen guion, una buena cámara y un buen sonido.

Pero esta idea es difícil de interiorizar en los universitarios. ¿Hollywood influye demasiado?

La primera manera de enamorarse de una película es viéndola. Así como hay grandes clásicos del cine, también hay buenas películas con bajo presupuesto. Creo que falta tener una filmografía que te muestre un cine más trasgresor, que deje viajar al alumno. Por otro lado, es saber usar las herramientas, cuidar lo técnico. En Lima se hace mucho cine marginal, que carece de un buen sonido e imagen y por ello no llega a tener una buena distribución, ni llega a ciertos festivales donde podría generar valor. Esto no genera una idea de cine nacional.

A pesar que hoy se habla de ‘la reconciliación del espectador con el cine nacional’…

Son casos de éxitos pero no es lo que está viviendo el cine peruano. Siento que falta más mirada y una producción constante. Se debe hacer cine comercial, pero se debe hacer bien, no de manera improvisada o de mala calidad. Siento que para poder tener un orgullo del cine peruano tiene que haber más cantidad y calidad. Hoy es muy poco para mostrar y para decir que hay una reconciliación.

César Fe Semana de Comunicación

¿Las películas que conectan con el peruano generan el perfil de cinéfilo peruano?

El modelo “Asu Mare” es una buena experimentación para lograr un cine comercial que conecte con el público; sin embargo, hay mucha gente que no entiende que hay una conciencia para poder hacerlo, ganar dinero; por el lado personal, creo que hay una limitación para producir. En mi caso, intento hacer cine que llene.

¿En Perú se hacen películas para ganar premios y otras solo para vender?

Definitivamente, pero es por un temor. El que estés en un festival te lleva a decir que te ha aceptado una élite. El director, por esa inseguridad cuando quiere hacer una primera película, lo lleva a tener miedo y no se arriesga a hacer una propuesta propia. Siento que para que el cine sea una forma de vida tiene que haber una industria, pero eso no hay ni en esbozo. Creo que en Perú falta un compromiso por lado de la gente técnica de acompañar a estos directores que si se atreven, integrarse a este tipo de proyectos y es ahí donde se podrían generar productos interesantes.

¿Cómo vislumbras el cine peruano en cinco años?

Si aprovechamos este momento de euforia endeble, podemos convertirlo en una energía que se concretice. En Chile, hace diez años se generó ello y hoy, los que estaban en cine, trasladaron su experiencia a la televisión. Se podría hacer esto acá.