Veinte alumnos participaron en el “Campamento de Verano en China”

Los estudiantes del Instituto Confucio estuvieron en China, del 18 de julio al 7 de agosto. Reforzaron sus conocimientos del chino mandarín, practicaron las artes chinas y visitaron lugares culturales de Pekín y Xian.

Estudiar el chino mandarín, una de las lenguas más habladas mundialmente, brinda grandes oportunidades a nivel profesional. Los alumnos del Instituto Confucio de la Universidad de Piura buscan reforzar su aprendizaje del idioma, con pasantías en China, convocadas cada año por el Instituto.

summercamp6

Campistas durante su visita en la Gran Muralla China

Este año, durante 21 días, los veinte alumnos fueron acogidos en las instalaciones de la Universidad Normal de la Capital de Pekín (CNU), para participar en el Campamento de verano junto con otros estudiantes de institutos Confucio de Rusia y de España.

summercamp2

Participantes durante la visita al Mausoleo de los Guerreros de Terracota, Xian.

El Campamento de Verano

En este, los participantes no solo se enfocan en el aprendizaje del chino mandarín sino también en la enseñanza de su cultura a través de los talleres y las visitas. Durante las clases, como afirma Ximena Valverde, egresada de la Facultad de Ingeniería, “los profesores eran muy didácticos. Aplicábamos el vocabulario y gramática aprendida para nuestra comunicación diaria, lo que nos ha permitido mejorar nuestro nivel en el idioma”.

summercamp3

Alumnos durante su visita al Palacio de Verano.

Asimismo, comentan que en los talleres de caligrafía, canto, papel recortado y pintura, se empeñaban por aprender correctamente las técnicas de dichas artes, para llevar un bello recuerdo de lo trabajado a casa. Además, pudieron disfrutar de las visitas culturales, como la realizada a la Gran Muralla China y la ciudad de Xian, una de las capitales de la Antigua China.

summercamp1

Taller de caligrafía china, Xian.

summercamp4

Mausoleo de los Guerreros de Terracota

Definitivamente, los alumnos recomiendan el programa, porque “es una gran oportunidad para poner en práctica los conocimientos del idioma, estar en contacto con la cultura china y conocer los lugares más representativos”, señala Victoria Bazán, estudiante de la Facultad de Derecho. Por su parte, Wissy Chong Shing, ingeniero y empresario, menciona que a raíz de su participación en este campamento, “muchas personas están muy motivadas para aprender el idioma chino”.

summercamp5

Visita a la Sede Central de los Institutos Confucio (Hanban)