UDEP propone Grupo Interdisciplinar para afrontar el fenómeno El Niño

El rector de la Universidad de Piura dijo que hay un doble reto para este año: “trabajar con dedicación y esfuerzo para reconstruir nuestro entorno; y poner al servicio de la sociedad, nuestra investigación científica”.

 

DZ8A3445

El Dr. Sergio Balarezo Saldaña, rector de la UDEP, hizo este anuncio antes de inaugurar el Año Académico 2017. Dijo que la Universidad se ha planteado, de manera especial y decisiva, el doble reto: “trabajar con dedicación, llenos de optimismo y esperanza; y poner al servicio de la sociedad, de un modo exclusivamente interesado en la reconstrucción del país, nuestra investigación científica, como respuesta seria para solucionar los problemas de la Región”.

En su discurso se refirió al reciente período de lluvias e inundaciones, como   “experiencia dolorosa, cuyos estragos viven aún miles de peruanos. Nos ha mostrado lo difícil que es reaccionar con eficacia ante situaciones de esta índole, en las que la falta de previsión para atender a los problemas nos juega en contra y nos exige un examen de conciencia, una revisión y hasta un mea culpa”.

DZ8A3378

“Sin embargo, agregó, en medio de la tragedia, hemos visto una gran movilización de distintas instancias de la sociedad peruana, respondiendo a una población damnificada que nos pedía un apoyo urgente y eficaz. Nuestra comunidad universitaria se organizó rápidamente a través de la Campaña “Todos Somos Piura”, en la cual han trabajado incansablemente durante varias semanas muchos de nuestros profesores, alumnos, personal administrativo y de soporte, tanto de Lima como de Piura Pero, ante esta coyuntura, no basta con una respuesta inmediata para ayudar con lo urgente; también es importante reflexionar acerca del rol que la universidad debe cumplir en estas circunstancias”.

Indicó que los retos planteados invitan a mirar en primera persona la misión principal de la Universidad: “la búsqueda de la verdad y la formación integral de estudiantes y profesores fundamentada en una visión cristiana del hombre. La Universidad asumió esta misión desde sus orígenes y la persigue con más ahínco y sin vacilaciones también ahora, en tiempos difíciles”.

Esta misión prioritaria, dijo, está vinculada al entorno más cercano, por lo que en la Universidad se forma profesionales que entienden que su trabajo bien realizado repercute en los demás; y con una investigación que, alineada a los objetivos institucionales, identifique y plantee soluciones para el desarrollo de los peruanos.

“Nuestro país necesita, más que nunca, de las personas más preparadas profesional y humanamente. Por este motivo, las universidades deben ser ejes de diálogo, abiertas a los problemas del entorno próximo y también general. Cada uno, desde su campo de investigación, desde su docencia, desde su trabajo cotidiano, debe dialogar con el entorno y no ser ajeno a los problemas del prójimo. Esta es una actitud universitaria y cristiana”,  reiteró.

Estudiosos de El Niño
La Universidad de Piura se ha propuesto conformar un grupo Interdisciplinario del Fenómeno El Niño, cuyo objetivo será colaborar con propuestas viables para la reconstrucción de Piura, y su mejora para el largo plazo. “Afrontamos este fenómeno climático como una oportunidad y no necesariamente como una amenaza.

Este grupo estará integrado por investigadores de primer nivel de las diferentes facultades, y tendrá como misión ayudar a detectar la causa de los problemas y proponer soluciones que contemplen el bienestar ciudadano sostenible. Con esto esperamos poner nuestro granito de arena, nuestro aporte académico para el bien común, sin más interés que el servicio”, señaló el rector antes de declarar inaugurado el Año Académico 2017, de la UDEP.