PROFESOR GUILLERMO NAVARRO

“Es necesario recuperar la realidad y pensarla desde ella misma, no desde la ideología”

El docente aborda la relación entre el pensamiento de Kant y el luteranismo en la tesis de maestría presentada en la Universidad Nacional de Educación a distancia (UNED), Madrid.

Luego de un exhaustivo análisis, el profesor Guillermo Navarro, de la Facultad de Humanidades, concluye en su tesis “Lutero y el luteranismo en Kant: una aproximación con especial atención a la filosofía práctica” que la influencia de Lutero y el luteranismo en Kant es decisiva.

“Es más, no solo en referencia a Kant o al ámbito luterano, sino que, para todo filósofo, los ejes principales de su filosofía dependen, en gran medida, de la afirmación o negación de Dios y del tipo de Dios que se conciba”, dice.

El objetivo de su investigación fue dar a conocer la influencia de la cosmovisión luterana en el pensamiento de Kant, pese a que no suele ser un lugar hermenéutico habitual desde el que se comprende al pensador alemán.

Profesor Guillermo Navarro.

“Elegí este tema porque, dada la influencia que tiene en nosotros el liberalismo, propiciado por el luteranismo, es necesario poner en evidencia los errores que cometen los autores de influencia luterana. Por ejemplo, el convencimiento contemporáneo de la imposibilidad del hombre para alcanzar la verdad y realizar el bien: si la naturaleza del hombre está corrompida, el hombre es incapaz de verdad y de bien, como afirma Lutero y como se manifiesta también en Kant. Esto nos afecta en nuestro día a día sin que seamos conscientes, como sucede, por ejemplo, en la desconfianza generalizada que debilita los lazos comunitarios: si el hombre no puede alcanzar el bien, no existen motivos racionales para fiarme del otro”, asevera. Por eso, la justificación teórica del individualismo tiene su raíz en el luteranismo.

Asimismo, si al hombre le está vedado el acceso a la verdad, no parece posible una armonización entre la fe y la razón, quedando la primera como una cuestión a merced de la subjetividad humana. En esta misma línea, “la ideología liberal propone que los distintos ámbitos de la vida humana, como la ética, la política o la economía poseen una racionalidad intrínseca e independiente de las demás. Siguiendo este pensamiento, filosofía y teología también son esferas autónomas sin relación entre ellas”, explica el profesor de Humanidades.

Navarro finaliza señalando que, en numerosas universidades, incluso de inspiración católica, Kant es considerado como un modelo de pensamiento: “Es necesario recuperar la realidad y pensarla desde ella misma, no desde ideologías que nos llevan hacia la confusión idealista”.