Instalarán moderna planta productiva de panela en Lalaquiz

(Piura).- Daniel Marcelo Aldana, Director de Investigación y Postgrado de la Facultad de Ingeniería, explica la iniciativa y su contribución al desarrollo social de las comunidades de esta parte de la sierra piurana.

(Piura).- Hay que optimizar las potencialidades socio productivas de la zona. Este es el objetivo fundamental del proyecto  “Mejora de la calidad de vida  y de las alternativas de desarrollo de los pobladores del distrito de Lalaquiz, sierra altoandina de la Región Piura”, que llevan a cabo  la Asociación Fomento de Investigación y Acción para el Desarrollo (FIAD) y la Universidad de Piura (UDEP). En este marco, se diseñará y construirá una moderna planta productiva de panela granulada.

Con el mencionado proyecto se trabajará también por el mejoramiento de  las capacidades de las familias agricultoras de la zona San Lorenzo, del distrito de Lalaquiz (Huancabamba). El Dr. Ing. Daniel Marcelo Aldana, Director de Investigación y Postgrado de la Facultad de Ingeniería de la UDEP, explica la iniciativa y su contribución al desarrollo social de las comunidades de esta parte de la sierra piurana.

¿Cómo surge la iniciativa para diseñar y construir estas plantas de panela granulada en la región Piura?
Después de una serie de visitas (hace poco más de 3 años) de un grupo de profesores de la UDEP a la zona de la sierra donde se produce  panela granulada pudimos observar los módulos existentes y el proceso. El objetivo era plantear posibles mejoras, desde el punto de vista tecnológico, que beneficien a los productores. Después de recopilar información, se concluyó que era factible implementar un módulo para optimizar los recursos energéticos (bagazo), disminuir los tiempos de proceso y hacer más rentable la producción. Para entonces, Pidecafe y Cepicafe ya habían construido módulos  basados en tecnología colombiana.

¿Qué ventajas ha aportado la investigación de los profesionales de la UDEP para producción de panela?
A raíz de los estudios realizados, de casi 4 años, sobre la producción de panela granulada, el equipo de profesionales de la Sección Energía de la Facultad de Ingeniería construyó un módulo de panela granulada en la localidad de Santa Rosa de Chonta, Montero  (Ayabaca). Funciona desde junio de 2010, con financiamiento del Fincyt (Fondo para la Ciencia y la Tecnología), del Concytec (Consejo Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación Tecnológica) y la colaboración de Cepicafé.

Con este módulo se han logrado buenos resultados y un rendimiento aproximado de 90 kg  de panela por hora, lo que ha incrementado la producción de panela y, por ende, los ingresos económicos de los productores y de sus familias. El diseño, construcción y pruebas de operación estuvieron a cargo del Dr. Ing. Rafael Saavedra García Zabaleta, jefe de la Sección Energía de la Universidad de Piura.

¿La planta que instalarán en el caserío de Tambogrande (Lalaquiz) que innovaciones tendrá?
Se trabaja en el mejoramiento energético del diseño de las hornillas. Además, se pretende mejorar el diseño de la cámara de combustión de  manera que el bagazo se queme de mejor modo y que la hornilla sea autosuficiente; es decir, que el bagazo que resulta de la  molienda alcance para producir la panela. Si bien la planta construida en Montero tiene la autosuficiencia de bagazo, se espera que en el nuevo módulo se optimice el consumo de bagazo en la hornilla.

¿Habrá alguna otra innovación?
Se viene trabajando, además, en las mejoras en las pailas. Estas serán de acero inoxidable al igual que las de la planta de Montero, pero con un diseño que optimice la transferencia de calor de los gases de combustión hacia el jugo, de modo que la panela se produzca con mayor rapidez y calidad.

Por otra parte, se mejorarán los ductos de humos que es por donde pasan los gases de la combustión. Se pretende colocar una configuración de pared apropiada para disminuir la pérdida de calor a través de las paredes del ducto. La idea es que los gases calientes vayan directo a las pailas y no se  pierdan por las paredes laterales. Se va a trabajar en el tema de materiales, y se mejorará el diseño para que no existan demasiadas fisuras. Asimismo, se implementarán modificaciones a las instalaciones del módulo panelero de manera que su operación sea más eficiente.

¿Esta tecnología puede ser replicada en otros caseríos productores de caña de azúcar?
Por supuesto y ese es el objetivo de toda investigación y a medida que la tecnología y los estudios avancen, seguro que se optimizarán los modelos. En este caso, el nuevo diseño no sólo traerá mejoras para las familias del caserío de Tambogrande, donde se ubicará la planta, sino también a los otros caseríos que conforman la zona de San Lorenzo del distrito de Lalaquiz.

¿Qué tan costoso es concretar un proyecto como éste?
Dada la realidad socioeconómica de la zona, es muy costoso. Sin embargo, gracias al financiamiento del  Gobierno Vasco  y de la Asociación Ingeniería para la Cooperación – Lankidetzarako Ingeniaritza (ICLI) y a la contribución de los ejecutores (FIAD y la UDEP), de la Municipalidad Distrital de Lalaquiz, y los pobladores de este distrito, se podrá concretar el proyecto. Además, no sólo se contempla la instalación de la planta de panela granulada, sino también de una serie de capacitaciones a los beneficiarios para que puedan conformar una cadena productiva de panela,  aprendan a gestionar  y la hagan sostenible.

Algunas cifras:

  • Desde el año 2006, FIAD y la UDEP, gracias a la cooperación internacional y al apoyo de las autoridades y demás pobladores de Lalaquiz realizan proyectos de desarrollo social en esta zona.
  • La agroindustria panelera en el Perú está en auge. En la zona de la sierra de Piura está teniendo un importante desarrollo y por ello es necesario conocer ampliamente el proceso de producción de panela granulada (azúcar orgánico), desarrollar tecnología local e involucrar a profesionales y científicos.
  • “Debido a las investigaciones que realiza la UDEP, existe ya una propuesta de elaboración de una planta de panela para la Región Junín, que ha pasado la primera fase de evaluación. En cuatro meses obtendremos la respuesta, y de ser aprobada sería la tercera planta de este tipo” (Dr. Daniel Marcelo).