“Precios de tierras agrícolas subirían si se formaliza la propiedad”

Sandro Navarro, investigador de la UDEP, apunta que la seguridad en la tenencia de las parcelas aumentará las inversiones del sector.

9359722828_c3f0ed5f29_b

Propietario con un título inscrito en Registros Públicos, propietario con un título no inscrito en Registros Públicos, propietario con un título en trámite, un arrendatario, un comunero, etc. Las modalidades de tenencia de las tierras agrícolas en el Perú son variadas. Sandro Navarro, economista de la Universidad, analiza el impacto de esta variable en las inversiones*.

¿Cuál es la situación de propiedad de las tierras agrícolas?

En el Perú, el Programa Especial de Titulación de Tierras (PETT), puesto en marcha en 1992, ha representado un esfuerzo ambicioso destinado a formalizar la tenencia de la tierra. En la primera década de implementación, se han titulado casi 1 millón de parcelas, lo que supone cerca del 40% del catastro total en 2006.

¿El resto son propietarios informales?
La seguridad de tenencia es una variable difícil de medir, por la existencia de una variedad de prácticas de adquisición y de derecho de uso de la tierra. Tenemos a los propietarios con título inscrito en Registros Públicos, a los que tienen un título no inscrito en Registros Públicos, quienes lo tienen trámite y los propietarios sin título. También existen los arrendatarios, los posesionarios y los comuneros.

¿Cuántos agricultores tienen un título?
Según el Censo Nacional Agropecuario (CENAGRO) 2012, el 21% de las parcelas tiene un propietario con título registrado, que corresponde al 34% de la superficie agropecuaria. Y el 52% de las parcelas tiene un propietario que no cuenta con un título registrado o no tiene título de propiedad y supone el 56% de la superficie agropecuaria.

En concreto, ¿qué mejoras supone la seguridad de la tenencia?
La seguridad en la tenencia suele estar relacionada a mayores incentivos por parte de los agricultores para invertir y hacer más eficiente la actividad agrícola, asegurando la sustentabilidad de los recursos.

¿Cómo así?
Promover el saneamiento jurídico de la propiedad de la tierra traería consigo seguridad en sus derechos, mejores precios de las parcelas en el mercado de tierras, la utilización de la propiedad como garantía para obtener créditos y un aumento en los niveles de inversión en la parcela agrícola.

Entonces, ¿qué hacer para promover las inversiones agrícolas desde la variable de la propiedad?
Ahora estamos investigando en la Universidad el impacto de la propiedad en las decisiones del agricultor. Cuando completemos el proyecto plantearemos algunas sugerencias de implementación de políticas públicas para formalizar la tenencia de las tierras.

*El proyecto de investigación “El efecto de la seguridad de la tenencia de la tierra agrícola sobre las decisiones de inversión en la parcela agrícola” Sandro Navarro Castañeda y Esteban Colla De-Robertis es uno de los ganadores del concurso “Uso del IV Censo Nacional Agropecuario (CENAGRO) 2012″, organizado por el Ministerio de Agricultura, la FAO y el Consorcio de Investigación Económica y Social (CIES).