“Nos hemos convertido en dependientes del reservorio de Poechos”

Jorge Reyes, experto de la UDEP, explica la importancia que tiene el reservorio de Poechos para la vida de los piuranos.

Reservorio de Poechos

“Actualmente, el agua de Poechos se utiliza para la agricultura, la agroindustria y las centrales hidroeléctricas. El 50% del agua potable de Piura, viene de Curumuy procedente de Poechos y este reservorio se está colmatando. No se hace nada para generar su limpieza”, indica Jorge Reyes, experto en Hidráulica de la Universidad de Piura.

Para el doctor Jorge Reyes existe una falta de previsión sobre este tema. “La seguridad hídrica debe ser pensada a largo plazo y de ahí se desprenderán las medidas que debemos tomar. La naturaleza nos brinda la cantidad y calidad de agua que necesitamos, pero el gran peligro es la calidad, debemos dejar de contaminar el agua. Dentro de 50 años dejaremos reservorios colmatados y ríos contaminados”.

El reservorio ya no tiene la misma capacidad de antes…

Poechos ya no tiene, ni siquiera, la mitad de su capacidad. De 900 millones de metros cúbicos, 500 están llenos de sedimentos y 400 de agua. Como un vaso que tiene más de la mitad de arena y queda menos de la mitad para guardar agua. Si tuviera una capacidad mayor, en épocas de lluvias se hubiera guardado agua y ahora estuviéramos hablando de mayor disponibilidad del recurso.

¿Este problema tiene solución?

Hay un estudio para elevar el dique de Poechos cinco metros y aumentar la capacidad del embalse, para almacenar más agua. Pero eso tiene muchos inconvenientes, el agua saldrá con más velocidad por los desfogues y actualmente hay problemas en el cuenco amortiguador, que es la zona donde impacta el agua que sale por las compuertas y el aliviadero.

¿Cómo podría mejorar este panorama?

Hay alternativas, la mejor es que sea la misma energía del agua la que limpie los sedimentos. De lo contrario, los costos serían muy altos. Se calcula, en promedio, que cuesta cinco dólares extraer un metro cúbico de sedimentos del embalse, lo que multiplicado por los 500 millones son 2500 millones de dólares, que es una cifra muy alta. Aprovechando la energía del agua, la limpieza ya no costará cinco dólares el metro cúbico, sino 0.03 dólares. Esto está justificado con algunos estudios.

¿Qué más se puede hacer?

Se debe aumentar la capacidad del reservorio. En promedio el río Chira trae 4 mil millones de metros cúbicos de agua al año y Poechos solo puede almacenar 400 millones, el resto de agua se va al océano. Hay escasez y, sin embargo, seguimos arrojando agua al mar. El Chira es uno de los ríos más caudalosos de la costa peruana, pero no tenemos un reservorio con capacidad para guardar tal cantidad de agua. Otro componente es la reforestación de la cuenca, para disminuir la erosión del suelo y evitar que lleguen tantos sedimentos al embalse.

Dr. Jorge Reyes

Hay que tomar acciones inmediatas…

Si no se hace nada, la escasez de agua será permanente y las actividades económicas de la región se verían afectadas. Se habla de Piura como uno de los departamentos con mayor grado de crecimiento y empleabilidad. Sin embargo, el desarrollo industrial como los fosfatos, la agroindustria, la pesca, dependen mucho del agua.

El reservorio que planean construir, ¿servirá como contingencia ante la escasez de agua?

Por horas sí. Los reservorios pequeños pueden ser paliativos para regulación por horas. Sin embargo, para que sirva a la ciudad por siete días debería ser de siete hectáreas, no de una. Como los cortes serán de una semana, ese reservorio de una hectárea no abastecería a la ciudad. Tendría que ser de un volumen mayor o varios reservorios.

La ciudadanía tampoco colabora con el cuidado del agua…

Hay un alto grado de población que no tiene medidores y no tiene tanto cuidado con el agua, porque no la pagan. No solo se habla de AA.HH., sino también de urbanizaciones de niveles económicos muy altos, a los que recién se les está colocando los medidores. Asimismo, en las zonas donde no hay pistas, la gente riega todos los días para evitar el polvo. Ese es un consumo altísimo de agua.

¿Cómo se puede empezar a formar una cultura del agua?

En los colegios no se enseña, oficialmente, el cuidado del agua, por ejemplo que el sistema funcione bien y que no hayan fugas. No hay una educación profunda de este tema y eso debería ser obligatorio. Existe una ley en la que se indica que los gobiernos regionales pueden cambiar la currícula escolar, adaptándola a su realidad local. Un muchacho de quinto de secundaria debe ser capaz de reparar una fuga sencilla. En los colegios está la clave.

¿De quién es la responsabilidad de administrar bien el recurso hídrico?

El problema no solo es cómo se administra el agua en la ciudad. Existen muchos inconvenientes que van ocasionando la escasez. El problema de la eficiencia del sistema tiene que ser de todos los actores: las autoridades, la EPS Grau y la población, intervienen todos.