Radar de la Universidad de Piura cumple 25 años de funcionamiento

Para conmemorar el aniversario de este centro de investigación, se exhibe una muestra fotográfica en el edificio 80 de la UDEP; esta grafica los principales momentos de la historia del radar.

radar

Con una exposición de fotos, que se inauguró en el pasillo del edificio 80 de la Universidad de Piura, se conmemoró los 25 años de funcionamiento del radar atmosférico de la UDEP, el cual entró en operación el 29 de mayo de 1989 y cuya función es medir los vientos de altura en el norte peruano, como parte de una cadena de radares ‘perfiladores de viento’ instalados a lo largo del Océano Pacífico ecuatorial por la NOAA (Administración Nacional para el Océano y la Atmosfera) de USA.

Esta cadena de radares tenía como propósito el estudio de la dinámica de la atmosfera sobre dicho océano y su alteración debido al fenómeno climático El Niño, poco estudiado y entendido hasta ese momento. El radar de UDEP está en el extremo oriental de dicha cadena de radares y es el único instalado en zona continental, el siguiente está ubicado en la isla San Cristóbal, en Galápagos, frente a Ecuador.

“Para mí es un momento de mucha satisfacción el haber llegado a estos 25 años del funcionamiento del radar, casi de forma ininterrumpida”, manifestó el Ing. Rodolfo Rodríguez, docente de la Facultad de Ingeniería de la UDEP, quien explicó que son muchos los aportes científicos que ha tenido el radar atmosférico de la Universidad de Piura durante este tiempo. “Los datos de este radar, junto a los de los demás radares, han alimentado los modelos de la NOAA, que permiten hacer predicciones de El Niño y también son insumo para hacer nuevas investigaciones”, expresó.

Cabe señalar, que la costa norte de Perú y la del Sur de Ecuador es la región continental más impactada por el fenómeno climático El Niño, que en 1982-83 fue devastador para esta región y hasta ese entonces poco se sabía de los mecanismos que lo formaban. Así, un radar instalado en Piura observaría la dinámica de la atmosfera regional ante el calentamiento de las aguas oceánicas del norte peruano.

radar2

Por su parte, el Dr. Antonio Mabres, Pro Rector de la UDEP y unos de los principales impulsores del radar atmosférico, manifestó que la tecnología de este tipo de radares, para la medición de vientos de altura, había sido desarrollada entre 1972 y 1974 por los doctores Ronald Woodman y Alberto Guillen en el Radio Observatorio de Jicarmarca (ROJ) en Lima y se venía aplicando en diversas partes del mundo.

Gracias a la experiencia adquirida, la UDEP participó, en 1993, de un proyecto de diseño y construcción de un radar MTS (Mesosphere, Stratosphere, Troposphere), para instalar en la base peruana Machu Picchu, en la Antártida, el cual es utilizado para importantes estudios de la atmósfera y el espacio.

Sobre el radar UDEP

El radar fue desarrollado y construido en el Radio Observatorio de Jicamarca por ingenieros y técnicos del Laboratorio de Electrónica y Física de la Universidad de Piura, del Instituto Geofísico del Perú y del Servicio Industrial de la Marina, dirigidos por el Dr. Ronald Woodman del IGP, quien fue el que desarrolló la técnica de este tipo de radares en la década de 1970. El proyecto contó también con el apoyo científico del Instituto Cooperativo para el Desarrollo del Medio Ambiente (CIRES) de la Universidad de Colorado, de la Administración Nacional para la Atmósfera y el Océano (NOAA), con financiación de la Fundación Nacional para la Ciencia de Estados Unidos.