Daniel Libreros

“Latinoamérica es una región donde mobile ha acortado la brecha digital”

MASTER_CLASS_DMDE005

Daniel Libreros, Country Manager de Internet Media Services (IMS), y docente del curso “Plataformas Móviles” del Diplomado en Marketing Digital Estratégico, nos cuenta en la presente entrevista sus impresiones sobre el impacto de las plataformas móviles en la región y su futuro en los negocios.

¿El mobile es una evolución o una revolución?

La respuesta dependerá de tu tipo de negocio y el impacto que tienen las plataformas móviles en el mismo. Un denominador común a mobile –y en general a digital- es que generan disrupción, transformando tu negocio y tu industria. Puede un modelo de negocio optar por aplicar una revolución en la forma en que se desarrolla su actividad o generar una evolución. No hay una respuesta única, sólo la respuesta que mejor le conviene a cada modelo de negocio.

¿Cómo va el desarrollo y consumo de aplicaciones móviles a nivel de Latinoamérica?

Latinoamérica es una región donde mobile ha acortado la brecha digital. Las redes fijas no lograron la universalización ni la rapidez de penetración que está adquiriendo mobile. Es una tendencia que se puede presenciar de hecho en varios países en vías de desarrollo, donde la evolución digital se da no necesariamente de web a mobile, si no donde para muchas personas mobile es su primer punto de contacto con el mundo digital. Son audiencias “mobile first” que, por lo tanto, viven lo digital de manera diferente. En ese sentido, un reciente estudio de uso de mobile en América Latina, realizado por ComScore para IMS concluyó que en promedio un usuario en la región tiene 18 aplicaciones. Nos gustan las aplicaciones y las utilizamos.

¿Cuál es el perfil de Perú en cuanto al uso de aplicaciones móviles?¿Existe algún rubro en particular que sea el más utilizado?

Perú está dentro de la tendencia en América Latina en lo que a mobile se refiere. En el estudio mencionado, aproximadamente el 90% de los usuarios que son digitales son también mobile. Ello tiene importantes implicaciones en términos de puntos de contacto, ya que si una marca está interesada en interactuar con su público objetivo a través de digital, tiene que sí o sí considerar mobile y los diferentes usos que se hacen de dichos dispositivos. En Perú, las aplicaciones sociales mediante las cuales nos relacionamos con otras personas y aquellas utilitarias que nos brindan un determinado servicio, son las de mayor uso.

Para alguien interesado en expandir su negocio en mobile ¿Cómo rentabilizar un modelo de aplicaciones móviles, siendo estas gratuitas?

Lo principal es que considere mobile como parte de su ecosistema digital y que defina dentro de dicho modelo si la interacción mobile se va a desarrollar dentro de una aplicación, dentro de un sitio optimizado para navegación en dispositivos móviles o en ambos. En cuanto a cómo rentabilizar aplicaciones, las posibilidades pueden darse de varias maneras. Un primer modelo a considerar, sería mediante ventas de servicios dentro de las mismas aplicaciones (in app sales). Esto es algo común en, por ejemplo, el mundo de aplicaciones de juegos, donde puedes comprar créditos, niveles o mejoras. Un segundo modelo de rentabilización se da mediante la publicidad. Con el elevado crecimiento del uso mobile y de las aplicaciones, este modelo de rentabilización ha ido ganando terreno entre los desarrolladores.

¿Cuál es el futuro del mercado peruano de aplicaciones móviles?

El futuro del mercado va a estar asociado a dos vertientes. Por un lado vamos a ver el surgimiento de aplicaciones locales que sean utilitarias en el día a día de los peruanos y que ayuden a que un proceso se simplifique y sea más efectivo. En ese sentido se pueden destacar ejemplos como aplicaciones ya de creciente uso como la de compra de entradas para cine o incluso las de solicitar un taxi. Por otro lado estamos viendo la clara masificación de aplicaciones globales cuyo uso ya es casi permanente, desde aplicaciones de chat, hasta sociales y de servicios de streaming (video y música).

El presente es una app y el futuro vendrá acompañado por más y más dispositivos donde puedan residir dichas aplicaciones.