El precio del agua

A pesar de tener mayor costo, muchas de las aguas embotelladas en bidones no cumplen con los estándares de calidad que debe tener el agua de uso y consumo humano.

El agua es el elemento más esencial e indispensable para la vida de cualquier persona, de allí la  importancia de tener acceso a agua de buena calidad. Sin embargo, en Piura no se cuenta con esta condición en la red pública de agua potable. Conscientes de que el agua potable distribuida por esta red pública no es de buena calidad para el consumo directo, muchos pobladores la hierven; otros compran agua embotellada o en bidones, por lo que pagan un gran precio por el agua potable.

En Piura, el agua que se distribuye por la red pública cuesta 2,35 soles por metro cúbico (1,000 litros), aproximadamente; es decir, 0,00235 soles por litro, mientras que el agua embotellada en bidones de 20 litros se vende a 8 soles, lo que significa 40 céntimos por cada litro. Si comparamos ambos precios, el agua embotellada resulta 170 veces más cara que la de la red pública. A pesar de tener mayor costo, muchas de las aguas embotelladas en bidones no cumplen con los estándares de calidad que debe tener el agua de uso y consumo humano.

Si hacemos el mismo cálculo para las aguas en botellas de 650 mL, el precio sería de 2,31 soles por litro; esto es, 982 veces más caro que el litro de agua que se distribuye en la red pública. ¡Cifras realmente asombrosas!

El Estado debe invertir en el incremento del acceso al agua potable y saneamiento de calidad, a través d la red pública. Así, podríamos como en muchos otros países del mundo, tomar agua directamente del grifo de nuestras casas, aunque como usuarios debamos pagar el justo precio por este servicio básico tan fundamental, si cuenta con calidad garantizada. De cumplirse esta premisa (contar con agua de buena calidad en la red pública) ya no sería necesario comprar agua embotellada y, además, contribuiríamos a la reducción del uso del plástico, material muy dañino para el Medio Ambiente.

El 22 de marzo, Día Mundial del Agua, constituye una gran oportunidad para tomar conciencia, actuar y corregir las deficiencias en el abastecimiento y el saneamiento, para mejorar así la calidad del agua potable que se distribuye en Piura.